fbpx

Mis 10 regalos favoritos para niños entre 0 y 12 meses

Si estas son las primeras navidades como padre o madre seguro que tienes toda la ilusión puesta en los primeros regalos de tu bebé. Sin embargo, los adultos tienden a pensar con un cerebro adulto, sin darse cuenta de que el cerebro  del niño tiene deseos y necesidades distintas. El bebé no desea ni ropa mona, ni albornoces con su nombre, ni juguetes tecnológicos (que pueden interferir en el desarrollo saludable de sus capacidades de atención).

Posíblemente si tu bebé pudiera hablar o escribir su propia carta a los reyes te diría que lo que realmente le hace feliz es simplemente jugar, explorar y, sobre todo, estar cerca de tí.  Por eso he preparado esta pequeña selección de regalos que no solo harán las delicias de tu hijo sino que ayudarán a su cerebro a desarrollarse tanto intelectual como emocionalmente. Espero que te ayude a conectar con las necesidades de tu bebé y decidir sabiamente.

1.Más tiempo

Más tiempo

Si tu bebé tiene menos de un año una de las cosas que más puede gustarle es pasar más tiempo contigo. No todos los padres y madres pueden permitírselo, ya que depende del tipo de trabajo que tengamos, del tipo de empresa y de nuestra situación económica, pero si puedes hacerlo una excendencia o reducción de jornada son posiblemente  los mejores regalos que puedes hacer a tus hijos.

2.Correpasillos

Los correpasillos pueden ser adecuados para niños que se acercan al año de edad (a partir de los 10 meses). Seguramente habrás escuchado que no conviene tomar a un bebé por las manos con intención de forzar o adelantar la marcha independiente (caminar). Sin embargo, los correpasillos ayudan al niño de una manera más natural y menos forzada a comunicar los dos hemisferios favoreciendo el desarrollo de la coordinación psicomotriz.

3. Hamaca

Hamacas

Si estar tumbados en el suelo les ayuda a despertar la psicomotricidad gruesa, aquella que les permitirá sostener su cabeza, voltearse y gatear, las hamacas son geniales para que despierten la psicomotricidad fina, aquella que implica la destreza de las manos ya que el bebé se entretiene . A pesar de sus ventajas, la razón principal por la que he decidido incluir las hamacas en esta lista es que a la mayoría de bebés simplemente les encanta estar en su hamaquita.

4.Un cuaderno

Cuaderno

Casi todos los padres saben que su bebé no recordará nada de su primer año de vida. Lo que no saben es que los recuerdos de los años sucesivos también caerán en el olvido. Esto es debido a que alrededor de los 7 años de edad se produce una poda sináptica, un proceso por el cual muchas de las conexiones cerebrales creadas durante los primeros años de vida son desechadas por el cerebro para dejar espacio a nuevos aprendizajes. El resultado de esta poda es que la práctica totalidad de recuerdos de sus primeros años se olvidarán. A mis tres hijos les regalamos una pequeña libreta donde anotamos acontecimientos divertidos de sus primeros años de vida para poder recordarlas y disfrutarlas cuando a los pequeños y mayores la memoria no nos permita recordar todo.

5.Trapito de bebé

Trapitos bebé cerebro

Los trapitos de bebé, son objetos transicionales, es decir que ayudan a sentir al bebé seguro cuando su mamá (la figura de apego primaria) no está con ellos y el padre o abuelos (figuras de apego secundarias) tampoco. Si no colechas con tu hijo o en algún momento piensas que empezará a dormir solo, el trapito de bebé le ayudará mucho a realizar la transición con más confianza. Otro gran regalo, en este sentido similar al trapito puede ser una manta suave y gustosa. Está demostrado que el tacto suave ayuda a que el bebé descanse más tranquilo.

6.Portabebés

Portabebé ergonómico

 El portabebés permite prolongar el contacto físico entre los padres y el niño ayudándole a fortalecer el vínculo con la madre y el padre. Es sin duda un regalo excepcional. De hecho fue el primer regalo de Navidad de mi primer hijo. Cuando lo elegimos simplemente tuvimos en cuenta que fuera del tipo en el que el pecho del bebé se pega al cuerpo del padre o madre ya que leímos que los que llevan al bebé mirando hacia fuera son menos ergonómicos para el desarrollo de la columna.

7.Unos cuentos

Pocas cosas pueden ayudar más al desarrollo intelectual del bebé que dominar el lenguaje, y pocas cosas pueden ayudar tanto al desarrollo del lenguaje como leer cuentos a diario junto a sus padres. El mercado está lleno de cuentos, pero para elegir los que más le pueden gustar a tu pequeñajo hay tres consejos principales. (1) lleva al bebé a la librería y observa cuáles son los que más interesan al niño (2) elige libros sencillos, con dibujos sencillos, escenas sencillas e historias sencillas; son los que más ayudarán al niño a fijar la atención en lo que realmente es importante en la historia (3) fiáte de los clásicos; libros como “Buenas noches luna”, “La oruga glotona”, “Donde está spot..” son un acierto asegurado.

8.Un vale para baños de espuma

Un baño de espuma con su papá o mamá es el equivalente en el mundo del bebé a una caja de bombones, una cena romántica y un fin de semana para dos todo junto. Puede que la chequera con los 10 vales (5 para papá y 5 para mamá) no despierte en él la emoción que tu esperas, pero esos 10 baños despertarán en él una gran confianza. Estas chequeras tan monas las he descargado aquí.

Vale espuma

9.Balanceo para un cerebro más equilibrado

Los beneficios del balanceo sobre el cerebro del niño fascinan a neurocientíficos de medio mundo. Ya sea balanceándose en los brazos de la mamá, en un columpio o subido sobre un caballito el balanceo ayuda al bebé a organizar su cerebro de una manera más eficiente y fortalecer su sistema vestibular (equilibrio, audición) así como su desarrollo afectivo. A estas edades lo difícil es encontrar un balancín que sea seguro ya que el niño no tiene suficiente equilibrio hasta el año de edad. Si es mayor de 6 meses un columpio de cestita puede ser un buen regalo porque lo disfrutará al menos los próximos dos años. Si se acerca al año puede ser un balancín de tipo caballito, ya que podrá balancearse con más autonomía.

10.Aprender a educar con el cerebro en mente

Creo que una de las cosas que más me ha ayudado a la hora de educar a mis hijos ha sido entender cómo funciona su cerebro y cuáles son sus necesidades. Cuando fui padre sentí que todos esos conocimientos era un regalo para toda la familia, pero sobre todo para mis hijos y por esa razón decidí plasmar mis conocimientos en un libro y un curso online que ayudará a otros padres a educar con sentido común. Hoy en día son muchos los padres que después de haber hecho el curso me agradecen cada semana todo lo que les ha ayudado a criar y educar a sus hijos y para mi es una gran satisfacción saber que mis conocimientos ayudan a otros padres y otros bebés.

Navidad Especial

Si tu también quieres aprovechar esos conocimientos que harán tu labor como padre o madre más sencilla y satisfactoria, recuerda que hasta el día 5 de Enero puedes aprovecharte de una oferta muy especial para regalaros a toda la familia y compartir con quien tú quieras. Haz click en la imagen ahora para descubrir cómo te puedes inscribir y regalar el mejor curso online de p/maternidad.

Por Álvaro Bilbao – Autor de El cerebro del niño explicado a los padres – Plataforma Editorial

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *