fbpx

10 cosas que no deberías decir a una madre durante la lactancia

Uno de los momentos más íntimos, trascendentes y delicados entre una madre y su bebé es el de la lactancia. A pesar de ello, el hecho de que se realice a la vista de terceras personas hace que sean muchos los que se crean con derecho a opinar, orientar, criticar, ayudar y juzgar. He decidido preguntar a unas cuantas madres cuales son los comentarios que más les han molestado cuando daban el pecho a sus bebés. Esta es la lista:

1.”¿No es un poco mayor para tomar el pecho?” –  Sin duda la que más enerva a las madres lactantes. Desde luego si acudimos a la ciencia, los beneficios de la lactancia materna no parecen tener fin. Cuanto más mejor. Además la duración del periodo de lactancia es decisión suya y de nadie más.

2.”Toma, tápate” – Un clásico entre las abuelas y abuelos. Si a la madre le hiciera sentir incómoda ya habría buscado algo para taparse. Tu eres la/el que le hace sentir incómoda así que no mires. Posiblemente la madre esté disfrutando con su bebé y no quiera tapar un momento tan hermoso.

3. “Uyyyy..cómo tienes el pecho!” –  Si..ya lo sabe. Se lo ve a todas horas y también lo conocía antes de dar a luz…no hace falta que nadie lo retransmita; Si lo tiene enorme y a punto de estallar es porque está lleno de leche para su bebé.

4. “¿Necesitará comer ya?” – La frecuencia de las tomas es un tema entre el bebé y la madre. La mama es la única que siente su cuerpo y la que mejor conoce a su bebé. Poco a poco irán tomando contacto. Si quieres decir algo como…”Creo que tiene hambre…” dilo pero no hagas preguntas retóricas porque le puede poner más nerviosa de lo que le puede pone el llanto del bebé.

5. “No te muevas. Ya voy yo a comprar pañales.” –  A veces la pareja confunde la lactancia con una discapacidad. Está claro que durante los dos o tres primeros días después del parto las mamás se pueden sentir incómodas, pero una vez superado ese periodo están deseosas de salir de casa. Si quieres ayudar, pregunta…”Quieres que me quede con el bebé y te vas a dar un paseo?”. También es bueno que sepas que la mamá lactante vive un momento de gran libertad, puede ir ella misma a cualquier lado con el bebé porque lleva las provisiones consigo.

6. “Yo crié a mis hijos con biberón y se han criado estupendamente” –  Seguro que es verdad, pero dar el pecho no es un ataque a las madres que dan biberón. Es simplemente una opción que requiere del respeto y apoyo de las personas cercanas.  De hecho, la Organización Mundial de la Salud la respeta y apoya por encima de cualquier otra opción.

7. “¿Te duele?”  – Esta pregunta a menos que provenga de una enfermera no tiene mucho sentido. Es una pregunta que a muchas madres les hace ser más consciente de las molestias (cuando quizás no les preocupaba en absoluto) y cuestionarse si todo va bien. Además, el que hace la pregunta normalmente no puede hacer mucho al respecto..desde luego nunca debería hacerse con cara de grima o repelús.

8. “Estás cansada, prueba con el biberón, no pasa nada y dormirás más” – La madre ya sabe que el biberón puede ser más cómodo en este sentido y que puede compartir las tomas con la pareja. No necesita que nadie se lo recuerde. Está haciendo un gran esfuerzo y no ayuda que intentes disuadirla. Si ha tomado la decisión de dar el pecho apóyala en lo que ella necesite, y si decide dejarlo también, pero no intentes disuadirla.

9. “Se queda con hambre…igual tienes poca leche o tu leche no es buena” – Esta es una afirmación que carece de toda justificación. La leche materna es el mejor alimento que puedes darle a tu bebé, así que no puedes ofrecerle otro alimento mejor que tu propia leche. Por otra parte si nos centramos en las cantidades y a menos que sufras malnutrición severa la cantidad de leche que produzcas será suficiente para tu bebé; al principio el pecho produce mucha leche y notarás el pecho muy lleno, pero a medida que os acopláis tu pecho irá ajustando la producción a las cantidades que tu bebé necesita en cada toma.

10. “¿Estás segura de que ha comido lo suficiente?” – A diferencia del biberón, la lactancia materna no permite saber cuánto ha bebido el bebé. Se trata de un tema de instinto, de confianza y de ir aprendiendo juntos. Así que no, posiblemente la madre no está segura al 100%; pero su bebé y ella lo dejan cuando “creen” que ha comido lo suficiente y está bien que sea así.

Álvaro Bilbao. Autor de El cerebro del niño explicado a los padres

Nota: La leche materna es el mejor alimento para el cerebro de tus hijos. Si quieres aprender más acerca de como cuidar y ayudar al desarrollo cerebral de tu bebé no dejes de echar un vistazo ahora al mejor curso online sobre educación y maternidad. Más de 6.000 mamás y papás ya están aprendiendo conmigo!! ¡Inscríbete hoy con un 50% de descuento!

Álvaro Cupón Inteligencia Emocional

Un comentario de “10 cosas que no deberías decir a una madre durante la lactancia

  1. Pingback: Cosas que no hay que decir a una madre durante la lactancia – Caminando por la vida siendo mamá

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *